Áñez fracasa como intermediaria del diálogo y recibe críticas por su mala gestión, corrupción y afán prorroguista

La intención que tuvo la presidenta transitoria Jeanine Áñez de figurar ante los medios de comunicación como una conciliadora del diálogo, fracasó rotundamente y terminó con una serie de críticas en contra de su gestión por sus malas políticas sociales, salubres, económicos, amenazas al pueblo, además de actos de corrupción e intento de prorroguismo con su candidatura presidencial.

En una reunión en la que no participaron las principales fuerzas políticas del país ni los representantes de las organizaciones sociales, los candidatos participantes pidieron a Áñez transparencia en su gestión y que deje de pensar en sus intereses personales que solo está generando conflicto en Bolivia.

La crítica principal giró en torno a la candidatura de Añez, quien en su afán de prorroguismo, anunció a principio de año que no solo sería gobierno transitoria, sino buscaba la silla presidencial por cinco años, dejando de lado su trabajo en favor la población ya que prioriza sus intereses políticos partidarios.

“Quisiera preguntarle cómo me voy a dirigir a usted en este momento ¿cómo presidenta? ¿Cómo candidata? (…) Hay una gran confusión en el país, la agenda que ha planteado y la ausencia de los restantes candidatos nos señalan que hay una disminución de credibilidad, institucionalidad y seriedad. Le sugiero hablemos ahora como candidatos porque no existe gobierno y esto esta claro”, le increpó la candidata presidencial por Acción Democrática Nacionalista (ADN), Maricruz Bayá, discurso que era transmitido por la estatal Bolivia Tv y fue abruptamente cortado.

El candidato presidencial por PAN-BOL, Feliciano Mamani, recordó a Añez que juró para ser presidenta transitoria con la única finalidad de convocar a elecciones, velar por la salud y la vida, cosas que se olvidaron por completo. También hizo duras críticas a los actos de corrupción cometidos durante la actual gestión gubernamental.

“Toda las ayuda que supuestamente se ha mostrado a la población boliviana no es real, no es verdad. Como no se han hecho llegar los resucitadores con un costo millonario diciendo que son respiradores. ¿Dónde están esos respiradores? ¿A cuántos millones de bolivianos? En este momento está ayudando creo que a nadie”, manifestó.

“En el mensaje que hubiera querido escuchar el 6 de agosto, todos hubieran aplaudido, pero lamentablemente, lejos de ser mensaje, ha sido un discurso político, un discurso de una candidata más que está apostando en esta carrera electoral”, prosiguió Mamani a tiempo también de pedir que el Gobierno deje de amenazar al pueblo boliviano, sobre todo por las declaraciones y amenazas vertidas por el ministro de Gobierno, Arturo Murillo.

Salvador Emilio Pinto, candidato del Frente Para la Victoria (FPV), lamentó la falta de apoyo por parte del Ejecutivo a los gobiernos municipales y departamentales, que la cuarentena no es la solución para todos los problemas y la falta de convocatoria a otros sectores de la sociedad como los universitarios. “La población esta enfrentando de manera sola la pandemia. En las farmacias no hay medicamento, ni siquiera para comprar (…) tiene que estar consciente que si no se lidera de manera transparente, sincera, pues la población está ya cansada”, remarcó.

El candidato a vicepresidente por ADN, Sergio Tarqui, aseguró que los conflictos del país tienen como origen la falta de atención a la salud y como ejemplo señaló que su propio padre falleció la semana pasada sin atención de ningún tipo y él mismo se curó a base de medicina tradicional y hierbas, ya que el gobierno de Añez no da otras opciones.

“¿Está dispuesta usted a dejar la candidatura y llevar este proceso democrático que el pueblo le ha dejado? Seamos serios con la Patria de Bolivia, muchos nos hemos llenado la boca diciendo que luchamos por la vida, primero la vida, pero al parecer no lo hacemos”, increpó al pedir también que Añez deje su ambición de poder y retire su candidatura que solo está perjudicando al país.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.