• Dom. Jul 21st, 2024

Preocupación por lluvias en Bolivia: 37 fallecidos y más de 12,000 familias afectadas

22 de febrero de 2024. – El ministro de Defensa de Bolivia, Edmundo Novillo, informó que durante la época de lluvias que comenzó en noviembre del año pasado, el país ha contabilizado 37 personas fallecidas y 12,772 familias afectadas o damnificadas en ocho de sus nueve regiones. Según el sistema de monitoreo de Defensa Civil, hasta el momento hay dos personas desaparecidas y 26 evacuadas. Estas afectaciones se extienden a ocho de los nueve departamentos del país, con un total de 74 municipios impactados. El ministro destacó que las lluvias han causado daños a 206 viviendas y la destrucción de otras 456, principalmente debido a inundaciones, desbordamientos de ríos y deslizamientos de tierra.

Las lluvias recientes han afectado especialmente a La Paz, donde se han registrado hundimientos de calles, deslizamientos de tierra y crecidas de ríos. En el barrio de Irpavi II, una vivienda construida al borde del río Irpavi colapsó por la crecida del afluente, lo que ha llevado a la evacuación de habitantes de casas cercanas ante el riesgo de desplome. La ciudad, construida en terrenos inestables con más del 70% del área urbana catalogada como «suelos de riesgo», enfrenta desafíos adicionales debido a la geología compleja y construcciones ilegales.

El alcalde de La Paz, Iván Arias, defendió las acciones de su despacho, señalando que se invirtieron más de 100 millones de bolivianos (aproximadamente 14.3 millones de dólares) entre abril y noviembre de 2023 en labores de prevención. Sin embargo, la cantidad extraordinaria de lluvia ha generado complicaciones, con la acumulación de precipitación en febrero superando los registros de los últimos 30 años. Arias hizo énfasis en la importancia de comprender los riesgos asociados con asentamientos en áreas propensas a inundaciones.

El secretario Municipal de Resiliencia y Gestión de Vulnerabilidades, Juan Pablo Palma, indicó que la ciudad ha experimentado una cantidad de lluvia acumulada sin precedentes en febrero, especialmente en las cuencas de los ríos Irpavi y Orkojahuira, así como en la zona de Hampaturi. La alcaldía ha desplegado 180 equipos en toda la ciudad, con planes de aumentar a 240 unidades en las próximas 48 horas para atender emergencias. Palma subrayó la necesidad de que la población comprenda los riesgos asociados con la ubicación de viviendas en zonas propensas a desastres naturales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *